La petite maison

Por: Elko Omar Vázquez Erosa

En una versión onírica de la ciudad de Chihuahua, México, se puede caminar por la avenida División del Norte, de noche, donde todo está iluminado por el alumbrado público; se corta por una cuchilla y entras a una calle diferente, tenebrosa, donde el espíritu del marqués de Sade, descendiente de la divina Laura, tiene una casita, La petite maison.

Continuar leyendo